Cómo la psicología ayuda a los niños a aprender y sentirse mejor

Cómo un psicólogo infantil puede ayudar a los niños

A menudo se piensa que la psicología se trata de asesoramiento para problemas de salud mental, pero puedes solicitar la ayuda de un psicólogo para una amplia gama de inquietudes sobre tus hijos. Aparte de la salud mental, visitar a Covadonga Psicóloga Sanitaria y Gestalt  puede ayudar si tu hijo tiene problemas de aprendizaje, comportamiento, comunicación, habilidades sociales o simplemente acompañándolo en su desarrollo personal.

Los psicólogos son profesionales de la salud titulados universitariamente que han estudiado cómo piensan, aprenden, sienten y se comportan las personas. Algunos psicólogos han completado una formación adicional en consonancia con su interés por ayudar a los niños.

Trabajan con bebés hasta adolescentes, lidiando con problemas relacionados con el desarrollo mental, emocional y social.

Contrariamente al estereotipo de la infancia como un momento feliz y sin preocupaciones, muchos niños experimentan situaciones estresantes y traumáticas. Algunos ejemplos incluyen la intimidación, la violencia familiar, la enfermedad, la discapacidad, las presiones sociales y el estrés académico. Todos los niños son diferentes y responden de manera diferente a sus circunstancias. Algunos niños necesitan apoyo para lidiar con sus pensamientos y sentimientos o lo que sucede en el hogar o la escuela.

La infancia es un momento crucial para el desarrollo de patrones de pensamiento, sentimiento, comportamiento y relación con los demás. Estos patrones pueden afectar el bienestar mental, emocional y social de una persona por el resto de sus vidas. Por esta razón, obtener ayuda temprana para cualquier problema puede conducir a mejores resultados de por vida.


Cómo un psicólogo infantil puede ayudar a los niños a desarrollar habilidades para toda la vida

A menudo pensamos que los psicólogos infantiles solo sirven para  tratar trastornos como la ansiedad, depresión, separación, dificultades de aprendizaje o acoso escolar.

Pero visitar a una psicóloga infantil en Málaga como Covadonga, también puede ser excelente para la prevención, en lugar de sólo reaccionar cuando las cosas se ponen difíciles.

Y los beneficios en términos de habilidades para la vida aprendidas pueden ser profundos. ¿Sabías que la intervención temprana también puede ser muy útil para otros tipos de problemas? Aquí hay algunos beneficios más importantes para el asesoramiento práctico y centrado en soluciones para niños.

Les ayudan a desarrollar habilidades sociales

Las terapias infantiles ayudan a desarrollar habilidades sociales facilitando el inicio, desarrollo y conclusión de conversaciones escuchando a los demás y haciendo contacto visual. También les permite comprender el comportamiento de otras personas y compartir y tomar  la palabra por turnos.

Les ayudan a desarrollar empatía, autoestima y la confianza, así como para manejar conflictos, burlas y acoso.

Los psicólogos infantiles ayudan al desarrollo de habilidades cognitivas

Los psicólogos infantiles ayudan al desarrollo de habilidades cognitivas como mantener la atención y la concentración, a usar lenguaje expresivo, desarrollar la comprensión lectora y en tareas de memoria de trabajo.

Desarrollar mecanismos para afrontar diferentes situaciones de por vida

Los psicólogos enseñan a los niños cómo identificar, procesar y manejar sus pensamientos y emociones de una manera consciente y productiva. Si bien la mayoría de las sesiones tratarán temas específicos, en esencia se trata de aprender ideas valiosas y estrategias para afrontar diferentes situaciones.

El objetivo del psicólogo no es ‘arreglar’ los problemas, sino ayudar a los niños a desarrollar mecanismos para lidiar con los problemas, ahora y en el futuro.

Aprender a pensar fuera de ti mismo

La psicología también ayuda a los niños a comprender las emociones y reacciones de otras personas. El psicólogo es empático y compasivo, pero también es imparcial. Por esta razón, pueden brindar más perspectiva, lo que puede ser difícil para familiares y amigos cercanos.

Esta perspectiva puede ser difícil de lograr en medio de la ansiedad, el estrés u otros desafíos emocionales. Pero comprender las motivaciones y el comportamiento de otras personas puede ser una gran fuente de consuelo. Y puede aliviar los sentimientos de aislamiento y confusión que a menudo se asocian con las emociones negativas.

Es importante destacar que esta es otra habilidad que se puede aprender y practicar, y seguirá siendo beneficiosa con diversas interacciones sociales y problemas en el futuro.

Saber que hay ayuda cuando la necesitas

Estadísticamente, y según la experiencia, los psicólogos tienen una excelente tasa de éxito en el tratamiento de problemas emocionales y psicológicos de leves a moderados.

Pero a largo plazo, significa que recordarán los beneficios de ver a un psicólogo y sabrán que hay ayuda disponible para ellos cuando la necesiten. Y a veces, el solo hecho de saber que hay ayuda disponible puede ser suficiente.


Formas en que un psicólogo ayuda a los niños

Los psicólogos que trabajan con niños pueden adoptar un enfoque general o trabajar más específicamente con niños que tienen problemas de desarrollo (como trastorno del espectro autista o discapacidad).

Muchos factores influyen en el desarrollo de un niño, incluida la genética y el contexto social, cultural y socioeconómico en el que crecen. Los psicólogos tendrán en cuenta estos factores al decidir la mejor manera de ayudar al infante.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)