Las peores frases que nunca deberíamos decirles a los niños.



Las peores frases que nunca deberíamos decirles a los niños.
5 (100%) 1 voto

Muchas veces, en nuestra vida cotidiana, no nos percatamos de que las palabras que dirigimos a nuestros hijos pueden dañar tanto o más que los golpes físicos. Como padres debemos tener sumo cuidado puesto que, para los niños, somos sus referentes y todo aquello que les digamos (sea positivo o negativo) quedará en su cabeza y luego echará raíces. El problema está en que, a menudo, podemos decirles cosas que les dañen o afecten durante toda su vida. A continuación te recordamos las 8 peores frases que nunca deberíamos decirles a los niños.

 

  1. “Cuando yo tenía tu edad”

En esta frase implícitamente estamos compitiendo con nuestros hijos. De hecho es una frase que inevitablemente hará que los niños se sientan “menos que otros”.

 

  1. No puedes hacer nada bien

Sin duda, una de las peores frases que un niño puede escuchar. Inconscientemente él creerá que nada bueno puede hacer y, aunque lo intenté, la voz de quien haya dicho esta frase (en especial si ese adulto es alguien de importancia para el niño; un docente o familiar) permanecerá en su cabeza y, en consecuencia, es muy probable que el niño reafirme tal frase de manera inconsciente. Esto genera que, al querer hacer algo, no pueda hacerlo bien para afirmar conscientemente que “él no puede hacerlo,” tal como sus padres le han dicho.

 

  1. “No te quiero más porque te portas mal”

Esta frase, aunque los adultos la digan para evitar que el niño se porte mal, produce miedos en los más pequeños ya que en ella estará latente el hecho de que “tal vez, nuestros padres dejen de querernos”; algo fatal para todo niño.

 

  1. ”Eres igual a tu mamá (o a tu papá)”

Independientemente de la relación de los padres, un niño que oye esto, siente que uno de sus pilares se desbalancea puesto que tomarán como algo negativo el hecho de “parecerse a mamá o a papá” pero, al venir del otro progenitor, esta frase desbalancea los dos pilares sobre los que se construye la psiquis del niño. Por otra parte, con esta frase el niño comprenderá que “no hay una buena relación entre sus padres” lo cual tampoco es positivo para él.

 

  1. Si no te portas bien, llamaré al coco para que te lleve

Esta frase (aunque afortunadamente en desuso) fomenta a que el niño tome decisiones basadas en el temor y no en lo acertadas o no que pueden ser estas.

 

  1. “Ya verás cuando lleguemos a la casa”

Otra de las peores frases que podemos decirle a un niño debido a que genera en él problemas con la figura paterna y/o materna. En estos casos, el niño hará las cosas bien solamente para complacer a sus padres. Con el tiempo él intentará complacer a todos lo cual no es nada positivo para él.

 

  1. No llores que no es para tanto”

Con esta frase estamos colaborando para que el niño reprima sus sentimientos y no los exprese con libertad.

 

  1. No pienses, actúes o llores como niña

Al decir esto, inevitablemente se genera una distancia entre “niños” (fuertes) y “niñas” (débiles) lo que podría ser el principio de los problemas de agresión hacia las mujeres o su consideración como “el sexo débil”, es decir, discriminación de género.

 

© 2018  Las peores frases que nunca deberíamos decirles a los niños. Escuela de padres. Educapeques

Angel Sanchez Fuentes

Porque los niños, cuando nacen, no vienen con un libro de intrucciones debajo del brazo, creé este rincón para ayudar a los niños, padres y docentes en el dificil pero maravilloso mundo de la educación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies