El cuervo y el zorro – Fábula de Jean de la Fontaine

el cuervo y el zorro

El cuervo y el zorro – Fábula de Jean de la Fontaine


fábulasEstaba un señor Cuervo posado en un árbol, y tenía en el pico un queso. Atraído por el tufillo, el señor Zorro le habló en estos o parecidos términos: “¡Buenos días, caballero Cuervo! ¡Gallardo y hermoso sois en verdad! Si el canto corresponde a la pluma, os digo que entre los huéspedes de este bosque sois vos el Ave Fénix.”

Al oír esto el Cuervo, no cabía en la piel de gozo, y para hacer alarde de su magnífica voz, abrió el pico, dejando caer el queso.

El Zorro la agarró, y le dijo: “Aprended, señor mío, que el adulador vive siempre a costas del que le atiende; la lección es provechosa; bien vale un queso.”

El Cuervo, avergonzado y mohíno, juró, aunque algo tarde, que no caería más en el la trampa

Jean de La Fontaine (1621 – 1695)

Poeta y fabulista francés.

Recuerda:

¿Qué es una fábula?

La fábula es una composición literaria breve en la que los personajes son animales o cosas que casi siempre presentan características humanas como el hablar. Estas historias concluyen con una enseñanza o moraleja de carácter instructivo, que suele figurar al final del texto. En el Diccionario de uso del español de María Moliner  se define a la fábula como una “narración literaria, generalmente en verso, cuyos personajes son animales a los cuales se hace hablar y obrar como personas, y de la que, generalmente, se deduce una enseñanza práctica”. En el  Diccionario  de  Retórica y Poética de Helena Beristáin se indica que “se trata de un género didáctico mediante el cual suele hacerse crítica de las costumbres y de los vicios locales o nacionales, pero también de las características universales de la naturaleza humana en general”.

El cuervo y el zorro - Fábula de Jean de la Fontaine Clic para tuitear

© 2022 ▷ Educapeques ➡➤ [ El cuervo y el zorro – Fábula de Jean de la Fontaine ]  Fábulas infantiles  Ángel Sánchez Fuentes @educapeques

19 comentarios de “El cuervo y el zorro – Fábula de Jean de la Fontaine

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.