Enseñar a los pequeños a tomar decisiones



¡¡ Comparte en tus redes sociales !!
Enseñar a los pequeños a tomar decisiones
Califica este post

La toma de decisiones

Tomar una decisión, no es algo sencillo. Tomar una decisión significa escoger un camino, y esto implica renunciar a otro, es por ello que no siempre es fácil, surgen miedos y dificultades.

Es fundamental que enseñemos a los pequeños a ser autónomos en su toma de decisiones y responsables con las consecuencias de éstas, de esta forma no se dejarán influenciar por los demás y sabrán valorar entre las diferentes alternativas, no tendrán miedo a escoger lo que quieren, aunque para ello deban renunciar a algo.

Educarles para tomar decisiones

Tomar la decisión acertada en el momento preciso nos llevará a conseguir nuestros sueños y metas y en definitiva a ser felices.

Beneficios de desarrollar la capacidad de tomar decisiones

  • Les ayuda a enfrentarse a los problemas.
  • Favorece su responsabilidad y autonomía.
  • Contribuye a su madurez personal
  • Les ayuda a conocer y lograr sus objetivos.
  • Hace que los niños ganen seguridad y confianza.
  • Reafirma su personalidad.

A lo largo de su crecimiento los pequeños tendrán que enfrentarse a muchas decisiones, algunas de ellas serán poco importantes, pero otras determinarán su camino.

 tomar decisiones

¿COMO ENSEÑAMOS A TOMAR DECISIONES? PAUTAS

Debemos enseñar a los pequeños a perder el miedo a tomar decisiones. Cuando son pequeños no tienen que tomar decisiones, ya que los padres las toman por ellos, pero poco a poco debemos dejar que vayan tomando pequeñas decisiones. Ya que las decisiones van a tener mucha influencia en su vida, las consecuencias pueden ser irreversibles y por ello es fundamental que aprendan a decidir adecuadamente.

Pautas

  • Trabaja el autoconcepto del pequeño, que sepa como es y qué es lo que quiere y Trabaja su autoestima hazle ver que puede conseguir lo que se proponga. Trabaja su autocontrol
  • Enséñale a visualizar y analizar las diferentes opciones posibles ante una decisión.
  • Muéstrale que querer es poder. Que hay caminos y medios para llegar a ello.
  • Usa los ejemplos, que observe a los adultos y otros niños cuando tienen que tomar una decisión.
  • Haz que pierda el miedo a tomar decisiones,Enséñales que para mejorar hay que cambiar, y el cambio requiere decisiones. Que no teman el fracaso
  • Haz que se den cuenta de que decidir es un acto de libertad
  • Procura que desde pequeños vayan tomando sus propias decisiones, para que comprendan los riesgos de equivocarse y las ventajas de acertar
  • Que sean firmes, fracasar una vez podemos intentarlo de nuevo

PROCESO DE TOMA DE DECISIONES

  1. Pregúntale al niño que quiere, puede que lo sepa o puede que no, esta es una pregunta inicial, pero trabajaremos sobre su respuesta, para que el mismo sepa escoger.El primer momento es saber qué es lo que van a querer.

  1. Analiza las diferentes opciones con los pequeños.Ayúdale a escoger las que consideré mejores. Emplea el siguiente esquema (define motivos, objetivos, método a emplear, por escrito, con todas las decisiones hasta las que no son cruciales, para que generalicen) metas a corto, medio y largo plazo. El mejor mensaje sobre la toma de decisiones, proviene de escucharse a uno mismo.
    1. Que quiero: define motivos y objetivos
    2. Que opciones tengo para ello: define diferentes opciones a elegir
    3. Qué pasa si escojo cada una de las opciones: analiza las consecuencias de cada alternativa.
    4. Que tengo que hacer en cada opción: define el método a emplear.
    5. Que consigo en cada uno de los casos: define las consecuencias y beneficios de cada una de las alternativas.
  2. Ayúdale a escoger después de haber analizado cada opción.
  3. Ante las dudas, podemos hacer lo siguiente:Representación de la situación, una representación tipo que pasaría si hacemos esto, puede ayudarle a ver los beneficios y consecuencias de cada alternativa.
  4. Anímale a que lleve a cabo la decisión escogida, ha de ser firme con su decisión, ten paciencia, se comprensivo y enséñale a continuar con la decisión.
  5. Después de escoger reflexiona con el pequeño. Si la decisión no nos lleva a lo que queríamos, enséñale a volver atrás en el proceso e intentar algo nuevo, buscar otras opciones.

Celia Rodríguez Ruiz

Psicóloga y Pedagoga

@Celia_RodrigRu

Angel Sanchez Fuentes

Porque los niños, cuando nacen, no vienen con un libro de intrucciones debajo del brazo, creé este rincón para ayudar a los niños, padres y docentes en el dificil pero maravilloso mundo de la educación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *