Distorsiones cognitivas: Distorsión en el procesamiento de la información



Distorsiones cognitivas: Distorsión en el procesamiento de la información
4.8 (96.67%) 6 votos

Hoy tratamos un tema por el que nos habéis preguntado en los comentarios en alguna ocasión. ¿Qué son las distorsiones cognitivas y cómo afecta a nuestros hijos? Hay padres que han observado en sus hijos cómo no procesan bien la realidad que les rodea, presentan una distorsión de la realidad y eso es preocupante. Por esta razón hoy Celia Rodriguez nos habla de las distorsiones cognitivas y cómo afectan al procesamiento de la información.

 

Qué son las distorsiones cognitivas


Las distorsiones cognitivas se pueden definir como distorsiones en el procesamiento de la información que nos llevan a interpretaciones poco realistas y erróneas de lo que sucede a nuestro alrededor. Estas interpretaciones se pueden entender como ideas que nos creemos y de las que estamos completamente convencidos

La distorsión del pensamiento es una forma inadecuada de pensar que se da en las personas con baja autoestima. Estas personas tienen una visión distorsionada de quienes son y, además, son muy perfeccionistas y exigentes con lo que deberían ser.

 

Consecuencias Negativas de las distorsiones cognitivas

La creencia en los pensamientos negativos provocada por la distorsión cognitiva, genera consecuencias negativas como:

  • Alteraciones emocionales.
  • Conflictos en las relaciones con los demás.
  • Visión negativa de la realidad y de nosotros mismos.
  • Baja autoestima.

 

Las 12 Distorsiones cognitivas más frecuentes


Vamos a ver ejemplos de distorsiones cognitivas:

Tomando como referencia la versión de Burns (1980), encontramos los siguientes tipos de distorsiones cognitivas:

  • Pensamiento Dicotómico o Pensamiento Polarizado. Es un pensamiento del tipo todo o nada. Este tipo de distorsión nos hace valorar los acontecimientos de forma extrema, no se tienen en cuenta los aspectos intermedios. Es el todo o nada, blanco o negro, falso o verdadero. Ejemplo: un niño que no consigue aprobar un examen, piensa soy un desastre, no ha servido para nada, soy un fracaso total.
  • Sobregeneralización: Creencia de que si algo ocurre una vez, ocurrirá muchas veces. Se valora un simple hecho negativo como un modelo de derrota que tenderá a repetirse y nunca acabará. Ejemplo: una niña que suspendió una asignatura en la primera evaluación, consigue aprobar la recuperación y al comenzar la siguiente evaluación aprueba sus exámenes, suspende uno de ellos y piensa otra vez voy a suspender la evaluación, siempre me pasa lo mismo.
  • Abstracción Selectiva. Ocurre cuando la atención se centra en los aspectos negativos y se ignoran los demás aspectos. Se filtra lo negativo, prestando atención a un simple detalle sacándolo de contexto, ignorando otros hechos más importantes. Ejemplo: Un niño pasa el día en una excursión con sus compañeros de clase, lo pasa muy bien y se divierte mucho, en un momento de la excursión quiere comer un helado, pero la profesora le dice que no puede. El niño se siente mal y piensa que la excursión ha sido un desastre, olvida lo bien que lo ha pasado y se centra en un solo detalle negativo.
  • Descalificación de las Experiencias Positivas: Este tipo de distorsión hace que no tengamos en cuenta las experiencias positivas y mantiene la creencia negativa. Ejemplo: Una niña que piensa que no hacen nada divertido en su colegio, cuando le recuerdas que ha ido varias veces de excursión, que han hecho una competición, un desfile, una fiesta de fin de curso, etc.. Responde “bueno pero solo fue una vez, tampoco fue para tanto”, “es normal que nos lleven de excursión alguna vez o que hagan alguna fiesta”.
  • Magnificación y/o Minimización: Consiste en magnificar los errores propios y los éxitos de los demás y minimizar los propios éxitos y los errores de los otros. Ejemplo: una niña saca una buena nota en un examen y piensa que era muy fácil, gana un concurso y piensa que ha tenido suerte, sin darse cuenta tira un vaso de agua y  piensa soy una patosa.
  • Razonamiento Emocional: Pensar que las emociones negativas son el resultado de que las cosas son negativas. Se trata de creer que las emociones reflejan como son las cosas. Si una persona se siente irritada es porque alguien ha hecho algo para irritarle, si una persona se siente incompetente piensa que es un incompetente. Ejemplo: un niño se siente nervioso cada vez que duerme fuera de casa y piensa que si duerme fuera va a pasar algo malo.
  • Afirmaciones de Debería… Tengo que……: Son creencias rígidas y nada flexibles sobre cómo debería ser uno mismo y los demás. Las exigencias centradas en uno mismo tienen como consecuencia la autocrítica, baja autoestima y frustración y las exigencias centradas en los demás tienen como consecuencia la ira, el resentimiento, la rabia,… Ejemplo: debería sacar siempre sobresaliente, debería haber llamado a mi amiga y no se hubiera enfadado conmigo, mi madre debería haber preparado mi comida favorita.
  • Etiquetación: Es un tipo de distorsión cognitiva que consiste en utilizar etiquetas peyorativas para describirse a uno mismo, en lugar de describir hechos objetivamente. Es un tipo de sobregeneralización aún mayor. Ejemplo: soy un inútil en lugar de he cometido un error. Soy un estúpido en lugar de me he equivocado.
  • Personalización: Es la creencia de verse a uno mismo como responsable de algunos acontecimientos desafortunados o desagradables, sin haber participado en ellos o habiendo hecho de manera superficial. Ejemplo: El niño que ve como su hermano comete un error y piensa es culpa mía, no le he ayudado como hermano.
  • Inferencia Arbitraria: Se trata de dar por hecho determinadas suposiciones, aunque no exista evidencia que lo demuestre. Hay dos formas:
    • Adivinación del pensamiento: Suponer lo que los demás piensan, creer saber lo que están pensando y saber por qué se comportan de un modo determinado, sin tener ninguna evidencia de ello. Ejemplo: Un niño que cuando escucha reír a unos compañeros piensa “se están riendo de mí”.
    • Adivinación del futuro: consiste en esperar que las cosas salgan mal, sin pensar que puedan ser neutras o positivas. Ejemplo: el niño que piensa voy a suspender, la niña que no quiere ir a un cumpleaños porque piensa que se va a aburrir.

 

 

Las distorsiones Cognitivas en los niños


Los niños y niñas pueden tener muchas distorsiones cognitivas que afectan a su bienestar emocional y que llegan a convertirse en creencias.

Cuando esto ocurre, los pensamientos controlan la forma que tiene el niño de ver la realidad que le rodea, pueden llegar a generar una visión negativa de sí mismo, por lo que resulta imprescindible trabajar con él para cambiar esas interpretaciones poco realistas por otros más positivos y adaptativos.

Detectarlas y saber modificarlas es fundamental para que no se generalicen y se conviertan en un modo de pensar que condicione su actuación. A continuación vemos 6 consejos para aprender cómo trabajar las distorsiones cognitivas en niños.

 

 

Consejos para ayudar a los niños a desarrollar la identidad

6 Consejos para tratar las distorsiones cognitivas en niños

  1. Explícale cómo los pensamientos nos hacen sentir de un modo determinado y cómo esas emociones dirigen nuestra conducta. El pensamiento es lo que viene a la cabeza, lo que pensamos, la emoción es cómo nos sentimos y la conducta es lo que hacemos.
  2. Ayúdale a cuestionar sus ideas irracionales, para ello enséñale a emplear el diálogo interno. Hazle que se pregunte hasta qué punto es cierto eso que piensa, que se cuestione si no hay más alternativas, qué busque evidencias que demuestren ese pensamiento, etc.
  3. Hazle preguntas para ayudarle a cambiar sus pensamientos negativos. Prueba a decirle ¿eres adivino? ¿siempre se cumple eso que piensas? ¿Cuántas veces ha ocurrido? ¿realmente fue tan malo? ¿se puede hacer algo si eso ocurre? Seguro que hay cosas que has pensado que al final no han ocurrido. De esta forma le ayudamos a modificar los pensamientos malos por otros buenos.
  4. Ayúdales a ver lo irracional de ese pensamiento, para ello pídeles que imaginen que es un amigo suyo el que ha pasado por ese acontecimiento, y que piensa lo que está pensando el niño/a. ¿Qué le dirían en esa situación?
  5. Los Padres el ejemplo de los niños.  Sírveles de ejemplo, si tendemos a hacer distorsiones de la realidad transmitimos ese patrón a los niños/as.
  6. Ofréceles pensamientos alternativos. Por ejemplo, diles y no crees que en lugar de eso que piensas, puede ser….. o puede ocurrir…..

 

© 2018 | Educapeques  ▷ 6 Consejos para tratar las distorsiones cognitivas en niños por Celia Rodríguez Ruiz | Psicóloga y Pedagoga para nuestra Escuela de Padres

Angel Sanchez Fuentes

Porque los niños, cuando nacen, no vienen con un libro de intrucciones debajo del brazo, creé este rincón para ayudar a los niños, padres y docentes en el dificil pero maravilloso mundo de la educación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies