Hábitos de alimentación sanos para tus hijos



Hábitos de alimentación sanos

Cuando das ejemplo a tus hijos y les enseñas hábitos de alimentación sanos, puedes ayudarles a mantener un peso saludable y un crecimiento normal. Además, los hábitos alimentarios que tus hijos aprenden cuando son pequeños les ayudarán a llevar un estilo de vida saludable cuando sean mayores.

Un médico puede evaluar el peso y el crecimiento de tu hijo e informarte de si tiene que perder o ganar peso o si es necesario hacer algún cambio en su dieta.

Algunos de los aspectos más importantes de una alimentación saludable son el control de las raciones de comida y la reducción del consumo de grasas. Para disminuir el consumo de grasas en la dieta de tu hijo y conseguir un peso saludable, puedes empezar por incluir en su dieta los siguientes alimentos:

  • Productos lácteos sin grasas o bajos en grasa
  • Carne de ave sin piel
  • Cortes de carne magra
  • Cereales y panes integrales
  • Snacks saludables como frutas o verduras

Reduce también la cantidad de bebidas azucaradas y sal.

Hábitos de alimentación sanos

Si no estás seguro de cómo escoger y preparar alimentos variados para tu familia, visita a un dietista certificado para recibir consejos sobre nutrición.

Es importante que no sometas a un niño con sobrepeso a una dieta restrictiva. Nunca debemos someter a un niño a una dieta restrictiva para perder peso, excepto bajo la supervisión de un doctor por razones médicas.

A continuación, te mostramos otras iniciativas para desarrollar los hábitos de alimentación de tus hijos:

  • Aconseja a tu familia qué alimentos elegir en lugar de imponerlos. Procura tener una amplia variedad de alimentos saludables en casa. De esta forma, tus hijos aprenderán fácilmente cómo escoger alimentos sanos. Deja todo lo que no sea saludable (patatas, refrescos, zumo…) en la tienda de comestibles y sirve agua en las comidas.
  • Anima a tus hijos a comer despacio. Un niño puede percibir mejor si tiene hambre y está lleno cuando come despacio. Antes de ofrecer un segundo plato o ración, pide a tu hijo que espere al menos 15 minutos para ver si realmente sigue teniendo hambre. De esta forma, el cerebro tendrá tiempo de identificar y registrar la saciedad. Además, el segundo plato debe ser mucho más pequeño que el primero.
  • Comed en familia siempre que sea posible. Intenta que la hora de la comida sea un momento agradable de conversación y diálogo, no de riñas y discusiones. Si las horas de comida son desagradables, los niños pueden intentar comer más rápido para dejar la mesa lo más pronto posible. Por consiguiente, pueden asociar el comer con estrés.
  • Haz que tus hijos participen en la compra y la preparación de la comida. Esto te dará pistas acerca de las preferencias alimentarias de tus hijos, así como una oportunidad para enseñarles acerca de la nutrición y hacerles sentir realizados. Además, los niños pueden mostrarse más dispuestos a comer o probar las comidas que pueden ayudar a preparar.
  • Organiza las horas de snacks. Tomar snacks continuamente puede conducir a comer en exceso. No obstante, los snacks que se consumen en determinados momentos del día pueden formar parte de una dieta nutritiva sin afectar al apetito del niño en las horas de comida. Intenta que los snacks sean lo más nutritivos posible, pero no prives a tus hijos de unas patatas o galletas de vez en cuando, sobre todo en fiestas o eventos sociales.
  • Evitad comer o tomar snacks mientras veis la tele. Intentad comer en zonas designadas de la casa, como el comedor o la cocina. Comer delante del televisor puede dificultar la identificación y el reconocimiento de la saciedad y conducir a comer en exceso.

Hábitos de alimentación sanos

  • Anima a tus hijos a beber más agua. Se ha relacionado el consumo excesivo de bebidas azucaradas y refrescos con el incremento del índice de obesidad en niños.
  • Intenta no utilizar la comida para castigar o premiar a tus hijos. Negar las comidas como una forma de castigo puede hacer que los niños teman no recibir comida suficiente. Por ejemplo, si mandas a tus hijos a la cama sin cenar, puede que tengan miedo de irse hambrientos. Como consecuencia, es probable que los niños intenten comer algo tan pronto como tengan oportunidad. De la misma manera, si usas los alimentos (p. ej., los dulces) como premio, los niños pueden pensar que esos alimentos son mejores o más valiosos que otros. Por ejemplo, cuando dices a tus hijos que tendrán postre si se comen todas las verduras, estás creando un mensaje erróneo sobre las verduras.
  • Asegúrate de que las comidas que tus hijos hacen fuera de casa son equilibradas. Infórmate sobre el programa de comidas del colegio o prepárales comida para llevar con el fin de incluir alimentos variados. Elige platos más saludables cuando comáis en restaurantes.
  • Presta atención a la cantidad de las raciones y los ingredientes. Lee las etiquetas de los alimentos y limita los alimentos con grasas trans. Asegúrate también de servir las raciones apropiadas según lo indicado en la etiqueta.

Ahora puedes comenzar a educar a tus hijos sobre los temas de hábitos de alimentación sanos, puedes crear maneras divertidas para que ellos aprendan, haciéndolos comer mejor tendrás hijos más saludables, y te lo agradecerán cuando crezcan ¡Que recompensa más bella!

Pirámide alimentaria

 Nutricion-Dietas-piramide-alimenticia-2

Fuente: http://nutricionsinmas.com

Comparte en tus redes socialesShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest117Share on LinkedIn2Email this to someoneShare on Tumblr0

Angel Sanchez Fuentes

Porque los niños, cuando nacen, no vienen con un libro de intrucciones debajo del brazo, creé este rincón para ayudar a los niños, padres y docentes en el dificil pero maravilloso mundo de la educación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies