Cómo ayudar a un niño a alcanzar metas



Establecer y alcanzar metas es una habilidad esencial para cualquier persona que espera tener éxito en la vida. Tener metas específicas nos ayuda a mantener la esperanza y un camino a seguir. Una de nuestras misiones como padres es ayudar a los hijos en estas habilidades para la vida que tendrán en el futuro, para que aprendan a establecer y alcanzar metas como algo natural para ellos. Esto es clave en el papel de los padres y ayudará a que los hijos puedan tener su propio éxito en la vida.

¿Qué son las metas?

Las metas son objetivos a corto o largo plazo que ayuda a mantener la motivación ante una tarea o actividad determinada. También pueden ser objetivos de mejora académica, personal o profesional.

Por tanto, una meta será el resultado que una persona desea y que se ha planteado con anterioridad. Pero lo importante de las metas no es alcanzarlas, sino poder disfrutar del camino hacia ellas, del esfuerzo y de la perseverancia que se necesita para poder cumplirlas. Las metas se pueden fijar en diferentes tiempos. Lo ideal es tener metas fácilmente asumibles y reales en cortos períodos de tiempo para que una vez alcanzadas se puedan fijar otras nuevas dentro de otro tiempo.

Beneficios de ponerse metas

Uno de los beneficios de que los niños se fijen metas es que les ayudará a aprender y establecer puntos de referencia apropiados que harán que sean personas motivadas. Cada camino puede ser diferente dependiendo del niño y de la meta establecida. Otro de los beneficios de fijar metas es que ayuda a los niños a que tengan resistencia y a superar obstáculos o reveses que pueden presentarse en su camino.

Aprenderán de perseverancia y de satisfacción personal, pero al mismo tiempo deberán aprender a lidiar con la decepción o la frustración por resultados no deseados. Estas decepciones o frustraciones pueden ayudarles también a aprender de los errores y así mejorar para el futuro. Sabrán qué es lo que deben cambiar y aprenderán a hacerlo para poder establecer nuevas metas.

Además, también existen otros beneficios no menos importantes cuando se trata de establecer metas:

  • Ayudar a un niño a alcanzar metas significa enseñarle la responsabilidad del fracaso o del éxito. 
  • Gestión del tiempo. Indudablemente, el fijarse objetivos o metas a corto o largo plazo, significa paralelamente gestionar y manejar el tiempo para alcanzarlas. 
  • Confianza en uno mismo. No hay nada mejor que sentir la satisfacción personal de cumplir las propias metas. 
  • Los niños aprenden a lidiar con los pequeños obstáculos que podrían interponerse en su camino. 
  • Aprenderán a seguir intentándolo y rehacer sus pasos para alcanzar sus metas. Un fallo puede ser una oportunidad de mejora y aprendizaje. 

 alcanzar metas

 

Enseñar a niño a alcanzar metas

Para ayudar a un niño a alcanzar metas es necesario que los adultos se involucren en el proceso, al menos, hasta que hayan aprendido a cómo hacerlo por sí mismos, aunque después, el apoyo y la constancia también será cosa de todos. Cómo enseñar a los niños a alcanzar metas irá acompañado de algunos métodos eficaces.

 

Métodos para alcanzar todas las metas

  • Seleccionar un área para mejorar. Los niños pueden identificar cosas que quieran mejorar en su vida. 
  • Escoger una meta alcanzable. Las metas deberán ser realistas para que se puedan ir alcanzando. Para incentivar la motivación es mejor que las metas sean a corto plazo y cuando se alcancen añadir otras nuevas. Ir a la universidad puede ser un sueño para un adolescente, pero es mejor centrarse primero en obtener buenas calificaciones en el trimestre que está cursando. 
  • Desarrollar un plan para lograrlo. Cuando se tiene clara la meta realista entonces deberás ayudarle a crear el plan: escribir los pasos a seguir hasta lograr la meta. 
  • Hacer las modificaciones necesarias. Aunque se establezcan metas reales es posible que las circunstancias cambien. Hay que ser flexible y reorganizar las metas si es necesario. 
  • Involucrar a la familia. La familia es el máximo sistema de apoyo para los niños, por lo que necesitará el apoyo de todos para lograrlo y el niño se sentirá aún más motivado. 
  • Celebrar las metas. Cuando un objetivo se logra es importante celebrarlo y elogiarlo. Por ejemplo, se puede salir a cenar cada semana cuando todos los objetivos han sido cumplidos, ver una película en el cine, etc. Así los niños sentirán que su esfuerzo realmente merece la pena. 

© 2017 Métodos para alcanzar metas Mª José Roldán Prieto. Portal educapeques

Comparte en tus redes socialesShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest6Share on LinkedIn1Email this to someoneShare on Tumblr1

Angel Sanchez Fuentes

Porque los niños, cuando nacen, no vienen con un libro de intrucciones debajo del brazo, creé este rincón para ayudar a los niños, padres y docentes en el dificil pero maravilloso mundo de la educación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies